Tu último balón de oro 

Por Quim Domnènech

Felicidades, Cristiano. Enhorabuena por tu último Balón de Oro. De hecho te podrían añadir en la placa “quinto y último Balón de Oro”. Porque lo recoges sabiendo que ya no lo mereces, que es un premio que ganas por inercia. Algunos insisten en tus brillantes actuaciones en los partidos decisivos de la pasada Champions. Sin embargo, cada vez son menos los que mantienen que eres el mejor.
Tu calidad cada vez sobresale en dosis más pequeñas. Ante el Borussia Dortmund un gran gol. Y un récord. Tienes el mérito de haber logrado marcar en todos los partidos de la fase de grupos de la Champions. Sería un datazo y un logro enorme si no fuera porque luego resulta que estos goles no han servido ni para clasificar a tu equipo como primero de grupo. Es la mejor muestra de que tus actuaciones individuales cada vez aportan menos al grupo.
Tu sequía en la Liga es preocupante. Y encima transmites que no estás a gusto en el club, que deseas irte a final de temporada. La información que destapó Edu Aguirre en El Chiringuito ya es tema diario de conversación en los despachos del Santiago Bernabéu. Renovarte ahora ya no tiene ningún sentido. A pesar de que Messi y Neymar estén mejor pagados que tú. También generan más. Y siguen siendo mucho más decisivos.
Olvídate de los números. Veamos un partido tuyo entero. Comparemos con un partido entero de Messi. De verdad, quitémonos las bufandas; No hay color.
Por eso recoge ese premio y disfrútalo ahora. Muchos te adularán estos días llenándose la boca con lo que has sido y olvidando lo que eres.
¿Y qué eres? Un profesional intachable que se sigue machacando a diario en el gimnasio, exprimiendo su rendimiento todo lo que puede. Peleando contra el tiempo. Sabiendo que cada vez cuesta más. Sacando punta a tu gen competitivo. Y Messi a lo suyo, disfrutando partido a partido. No necesita goles. Su fútbol tiene magia. Su juego emociona. Esa es la gran diferencia. Puedes recoger este premio cada vez más decadente y pensar que eres el mejor. Pero la realidad es otra.
Admitiremos que es un reconocimiento por haber competido de tú a tú con el mejor futbolista de la historia. Tiene mucho mérito. Ahora harás todo lo posible por demostrar que eres justo vencedor. Te levantarás en algunos partidos. Porque el que tuvo… retuvo. Pero llega la hora de empezar a pensar en sacar el contrato de tu vida. China puede ser una gran opción. Quien sabe si acabarás coincidiendo con Messi allí dentro de unos años. Porque el tiempo pasa para todos, también para Leo. Y como ahora te toca a ti, tarde o temprano le llegará a él.
Antes os habéis citado para el Mundial. Messi ha entendido que tiene que dosificarse para llegar en forma a Rusia. No le importa quedarse en el banquillo en los partidos en los que no hay nada en juego. En tu caso el récord y tus registros individuales bien valían jugar el partido entero.
Enhorabuena Cristiano. Y que te sea leve.

1 Comentario

  1. eso pensaba el año pasado, la realidad es que si el madrid gana la champions otra vez, no hay nada que hacer, en eso tristemente se ha convertido el balon de oro… ya no designa al mejor, hace la funcion del premio al mejor de la champions.. es lo mismo…

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*